Hoy en día, las redes sociales se han convertido en uno de los mayores focos de bullying y discriminación donde se hace patente el odio de una sociedad llena de complejos y con miedo a la diversidad. Hace una semana, aproximadamente, se hizo viral un vídeo que se grabó el 11 de mayo en la Swagga Dancehall Party de Murcia (fiesta que reúne al colectivo Attitude cada año) en el que salían varias chicas bailando encima del escenario ‘’One Drop’’, la canción del artista jamaicano QQ . One Drop es un paso de dancehall de las bailarinas Swa Twins en el que se baila con la pierna recta, dejando caer la cadera y golpeando con los pies en el suelo. A simple vista, este step puede resultar algo raro o gracioso para aquellos que no conocen el dancehall.

Sin embargo, la situación se fue de las manos cuando Eva Celestine, una mujer que reside en Nueva York, compartió el vídeo en su página de Facebook con un mensaje que incitaba a burlarse: ‘’Ayúdenlas a ellas y ayudarme a mí’’.  Esta publicación abrió una puerta a la discriminación y al linchamiento de comentarios despectivos hacia las chicas que aparecen en el vídeo, sobretodo por su color de piel y su físico delgado. Contradictoriamente, la neoyorquina que empezó con esta burla se dedica a la nutrición y la salud, y trabaja como coach para aumentar la autoestima de las personas.

Desde el Colectivo Attitude se pusieron en contacto educadamente con esta chica para que eliminara el video de su página de Facebook , ya que hay miles de comentarios muy duros donde se hace hincapié en la delgadez de las chicas (algo que puede generar transtornos alimentarios o cualquier trauma relacionado con la autoestima). A pesar de esto, Eva Celestine se negó; la viralización del vídeo le ha ayudado a ganar miles de seguidores para su empresa de healthcare. Y por si fuera poco, la neoyorquina ha bloqueado a todo aquel que le ha escrito para que borrara el vídeo sin hacer el mínimo esfuerzo de empatizar y ver el daño que está haciendo.

Además, la chica hizo un post acusándolos de racistas y llorones por preocuparse del vídeo en vez de Palestina o problemas más graves; una locura. Y más teniendo en cuenta que Attitude es un colectivo multicultural que promueve la diversidad de la mujer desde hace años. En sus clases se trabaja la autoestima y el empoderamiento de la mujer a través de la cultura dancehall: toda chica puede disfrutar bailando sea cual sea su constitución o color de piel. Y toda esta filosofía nace de las bailarinas jamaicanas, más bien conocidas como Dancehall Queen, que han vencido a los cánones de belleza y rompen con los estereotipos impuestos por la sociedad occidental.

A estas alturas el vídeo lleva más de 6 millones de reproducciones y ha sido compartido por más de 70.000 personas; sigue subiendo. Borrarlo es ya imposible pues se ha expandido también por Instagram, y ya no se trata de ‘’humor’’ si no que ha conseguido despertar el odio de una sociedad reprimida por los estereotipos y el racismo que saca su furia en Internet. Sin embargo, no todo son malas noticias, ya que páginas de Instagram como ‘’Afropunk’’ que lo habían compartido han accedido a borrarlo. Por otro lado, también hay comentarios positivos de personas afrodescendientes que defienden a las chicas y consideran que bailan bien sin poner por medio prejuicios raciales ni físicos.

Desde el colectivo Attitude afirman que les ha alegrado que el cantante de la canción QQ haya mostrado su apoyo al ver que chicas de alrededor del mundo aprecian el baile y la cultura de Jamaica. ‘‘ Esto que nos ha pasado a nosotras le puede pasar a cualquiera y quizás quedara solo en una anécdota, pero en vez de hundirnos no está dando más fuerzas’’, asegura el colectivo Attitude en un comunicado. Por tanto, esto se convierte en un motivo más para seguir luchando y concienciar a la gente de la importancia de la diversidad.

El mal uso de las redes sociales puede conllevar humillación y bullying, pero si le das la vuelta es una arma muy fuerte para difundir el respeto y la unión entre mujeres. Por eso, Attitude ha iniciado en Instagram el #everygyalonedrop como símbolo de protesta y de unión entre bailarinas que tienen muy presente el empoderamiento femenino junto al respeto y la admiración por otras culturas. ¿Te unes?

Queremos bailar libres, queremos disfrutar de nuestros cuerpos sean como sean, no queremos ser juzgadas y queremos que las personas con buen corazón ganen a todo el veneno que hay en la sociedad #diversitymatters #allwomensarebautiful #everybodycandance #stopbullying (Comunicado Attitude Dancehall Colectivo).

Las alumnas de @attitudeskool junto a Aida Prima Cali haciendo el #everygyalonedrop por la diversidad: